La versión de su navegador no está debidamente actualizada. Le recomendamos actualizarla a la versión más reciente.

Revisión y corrección de textos

Revisión y corrección de ortografía, tipografía y estilo



Revisión y corrección de la ortografía

Revisamos y aplicamos con rigor las normas actualizadas (ortográficas, gramaticales y léxicas) que rigen el idioma español.
Tales reglas no son pocas y engloban desde la puntuación hasta el empleo de la tilde por mencionar solo dos de un universo; incluyen, asimismo, el uso correcto de locuciones.

Esas normas (actualizadas) son aplicables independientemente del tipo de texto y de que el español utilizado sea europeo o americano.

Obviamente, el paso previo a cualquier corrección de estilo profesional consiste en la observación estricta de dicha normativa.



Revisión y corrección de la tipografía

La tipografía se refiere a la forma en que un texto está impreso, aunque el que puede leerse en una pantalla también merece esa consideración.

Los errores tipográficos más comunes son signos, palabras o letras ausentes o repetidas, espacios dobles...; es decir, todos los que no están directamente relacionados con la ortografía.

Por tanto, la corrección ortotipográfica reúne los dos aspectos anteriores y constituye la corrección básica de un texto con independencia de su tipo.



corrección



Corrección de estilo: pulir después de limar

La experiencia nos indica que este concepto se suele prestar a diferentes interpretaciones.

Por dar una definición sencilla (quizá demasiado) y breve, podemos decir que la corrección de estilo de un texto afecta a todo aquello que no es ortotipografía, pero que también influye (para bien o para mal) en la calidad de dicho texto.

Con esta base, la corrección de estilo constituye una constelación de aspectos que considerar. Entre ellos, cabe mencionar la sintaxis, el uso adecuado de los tiempos verbales, las impropiedades, las reiteraciones o la retórica, el empleo de “muletillas” y otros.


La lengua es la misma, como las normas ortotipográficas, en una novela, un trabajo de grado, un artículo periodístico o una poesía. ¿Es posible afirmar lo mismo del estilo?

¿Se puede emplear el mismo estilo en un cuento infantil que en la redacción de una tesis doctoral?

Obviamente, creemos que no y que cada caso tiene que examinarse individualmente antes de determinar la intervención más adecuada.

¿Y el español americano? Trabajamos con autores a ambos lados del Atlántico. Respetamos las peculiaridades estilísticas de unos y de otros en tanto enriquecedoras de la lengua común.

Por otro lado, ciertas actuaciones en cuanto a estilo deben considerarse más como sugerencias que como correcciones. En última instancia, el autor decide si las acepta, o no, en comunicación permanente con el corrector.

  1. Evaluar
  2. Revisar
  3. Corregir
  4. Mejorar (con la intervención del autor)

Tras valorar un texto concreto, ofrecemos una prueba de corrección que se somete al juicio del autor y sobre la que este puede concretar sus necesidades y/o preferencias particulares.


filete  

"La corrección es uno de los exquisitos placeres de la escritura." 

Bernard Malamud (1914-1986).

Directiva de cookies

Este sitio utiliza cookies para el almacenamiento de información en su equipo.

¿Lo acepta?